Finca Raventós i Blanc desde 1497

La finca Raventós i Blanc, 90 Ha de bosques y viñedos en Sant Sadurní d'Anoia, pertenece desde 1497 a la familia Raventós, y se ha transmitido indivisible de generación en generación hasta nuestros días. En 1872 Josep Raventós Fatjó realiza el primer vino espumoso segunda fermentación en botella con uvas de nuestra finca. Desde entonces, todas las generaciones se han dedicado al cultivo de la vid y a la elaboración de grandes espumosos. Para dar sentido a esta finca, a este terruño irrepetible, se piensa en un proyecto nuevo, único: Raventós i Blanc. Cuando en 1984 Josep María Raventós i Blanc junto con su hijo Manuel Raventós, deciden fundar esta bodega en el centro de esta histórica finca, el sueño de crear una marca de referencia en el mundo, se convierte día a día en una obsesión. Era sin duda el fruto de una gran pasión.